falda

    0 3659

    principal testimonios

    Esto ocurrió 13 años atrás cuando yo tenía 14 años; fue a la salida del colegio. Con mis compañeros siempre tomábamos la misma micro y ese día como siempre pasamos al fondo de la micro.  Yo me senté junto a la ventana y uno de mis amigos en el otro asiento, cuando un tipo se subió en la siguiente parada y mi amigo le cedió el asiento,  ya que la micro se había llenado de gente. De pronto sentí algo en mi pierna: el tipo me estaba acariciando (yo usaba falda larga). Me congelé, le palmeé la mano y se hizo el tonto,  pero al rato siguió. Entonces decidí pararme y bajarme, pero el tipo hacía como que no me escuchaba  y me dijo que era una pendeja exagerada.  Mi amigo se dio cuenta y sin tener que decirle, le paró el carro y el viejo me dejó salir, claro con un agarrón de poto.  Me bajé rápido y me puse a llorar con mi amigo. Acordamos no decirle a nadie, ya que en esa época te tachaban de ‘‘suelta’’ al tiro. Mi amigo me dijo que era mejor que usara el uniforme deportivo del colegio y así lo hice. Colegio al que iba, usaba pantalón ancho, ya que siempre me sentí incómoda e insegura de vestir como a mí me gustaba. Me da rabia recordarlo porque me marcó mucho, ojalá todo tipo de acoso sea castigado, porque no es sólo un trauma de momento, sino que puede ser por siempre.

      0 2292

      principal testimonios

      Un día caluroso en el que regresaba a mi casa del colegio, tomé una micro en el paradero de siempre y me senté. Iba con mi falda y blusa del uniforme y debido al calor llevaba mi chaleco en la mano. En el mismo paradero subió un heladero a la micro y después de promocionar y vender, se me acercó y con la voz más asquerosa del mundo me dijo al oído “te chuparía todas las tetitas”. No supe cómo reaccionar, tenía 12 años. Desde ese día sin importar el calor que hiciera, yo siempre usaba chaleco. Me tomó años salir a la calle con ropa veraniega.

        0 1636

        principal testimonios

        Esto me paso hace poco, pero creo que aunque pasen los años, jamás olvidaré esa experiencia desagradable. Era un día especial, el cumpleaños de mi amigo y se celebraría en una disco. Me había puesto un vestido bellísimo. Caminaba con una amiga hacia la discoteque, cuando un tipo como de 50 años y bajo los efectos del alcohol, nos comenzó a seguir. Íbamos por una avenida, pero lo suficientemente oscura y con poco tránsito como para que él nos hiciera algo. No sabía qué hacer. Crucé la calle y él continuaba detrás mío. Me desesperé, porque de verdad no sabía qué hacer, hasta que mi amiga, viendo mi desesperación, lo increpó diciendo que llamaría a Carabineros. El tipo se fue, pero el mal rato ya lo habíamos pasado. Desde ese día, decidí no salir más con falda si ando solo con amigas. Es injusto, porque yo debería vestirme como quisiera, pero es mejor prevenir que lamentar.