ocac guatemala

    0 2416

    Tras un año de desafíos y logros, la organización logró evidenciar el acoso callejero como una forma de violencia, generar alianzas con otras organizaciones del sector civil y de gobierno y participar del Plan Piloto en contra del acoso callejero en el Transmetro.

    Guatemala es un país pequeño, posee un territorio de 108,889 km2 en el que viven aproximadamente 15 millones de habitantes que día a día se enfrentan a diversas problemáticas, entre ellas, el acoso sexual callejero. Una situación que, al igual que en Chile, por mucho tiempo permaneció normalizada e invisibilizada.

    Hace un año, sin embargo, un grupo de valientes mujeres guatemaltecas decidieron dar un alto a esta situación. Se trata de Lidia, Cristina, Pili, Lu y Desirée, quienes indignadas con la noticia de tres mujeres que decidieron tirarse de un puente, tras ser acosadas por un grupo de hombres de que amenazaban con violarlas; se unieron para crear una organización feminista que lucha contra el acoso sexual callejero.

    “Las hermanas Shirley Madiel y Ángela María Hernández García de 15 y 19 años, junto a su tía, Darlyn Ramos García, de 27, salieron a trotar ayer por la mañana cuando cuatro hombres empezaron a perseguirlas y les gritaban que las iban a violar, por lo que decidieron tirarse del puente de Santa Marta, ubicado al final de la colonia Jocotales. Los gritos desesperados pidiendo auxilio que dieron las mujeres alertaron a los lugareños, quienes salieron a ver qué ocurría y fueron testigos de la decisión de las jóvenes, la que afortunadamente no tuvo un desenlace mortal”, publicó Siglo 21, el 6 de julio de 2015.

    Inicios

    Como en Guatemala no existía una institución u organismo que trabajara el acoso callejero, es que estas cuatro mujeres buscaron apoyo en otros países de Latinoamérica. Es así como encuentran en Chile el Observatorio contra el Acoso Callejero (OCAC), organización feminista que lucha por erradicar el acoso sexual en los espacios públicos y semipúblicos, y deciden ponerse en contacto para replicar la experiencia.

    Con el apoyo de OCAC Chile, estas mujeres dan comienzo un nodo del Observatorio en Guatemala, estableciendo una colectiva de trabajo y dos objetivos estratégicos para enfocar sus esfuerzos durante su primer año. El primero, visibilizar el acoso callejero como un tipo de violencia y un problema a resolver, tomando en cuenta a todos los sectores de la sociedad (civil, estatal, educativo, universitario, comunitario). El segundo, arrancar un estudio en el cual se determinaran las principales características de esta forma de violencia para luego emprender acciones puntuales junto a otras organizaciones y la sociedad civil.

    Logros

    Tras un año arduo de trabajo, OCAC Guatemala logró evidenciar el acoso callejero como una forma de violencia, generó alianzas con otras organizaciones del sector civil y de gobierno, participaron del Plan Piloto en contra del acoso callejero en el Transmetro; y realizaron diversos talleres a la comunidad sobre violencia de género.

    Junto con ello, iniciaron un mapeo del acoso callejero con la finalidad de identificar la magnitud el problema, que arrojó 260 incidentes de acoso callejero de abril a noviembre 2016. De ellos, el 58,8% ocurre en calles y avenidas y el 13,5% en el transporte público. Asimismo, se reportó que el 93,8% de los perpetradores de acoso sexual fueron hombres.

    Desafíos

    Luego de un primer año lleno de trabajo y logros, OCAC Guatemala se prepara para enfrentar nuevos desafíos y manifiesta que para prevenir el acoso callejero y transformar la cultura que lo normaliza, la sociedad civil junto a las instituciones y organizaciones que representan al Estado de Guatemala serán claves. Es por ello que en 2017 las acciones de la organización se enfocarán en acompañar procesos de formación que permitan a niñas, niños y jóvenes, la reflexión acerca de su autonomía en los espacios públicos, de tal manera que sea posible la construcción participativa de nuevas formas de interacción ciudadana en los espacios públicos con base al respeto y la NoViolencia.

      0 4196

      La red de Observatorios Contra el Acoso Callejero de Latinoamérica desmitifica que esta práctica se naturalice como algo cultural. Con un video y contenidos en redes sociales, es la primera campaña contra el acoso callejero a nivel latinoamericano.

      En el marco de la Semana Internacional Contra el Acoso Callejero, Latinoamérica se une por primera vez para lanzar una campaña de alcance regional contra el acoso sexual en espacios públicos. La campaña #NoEsMiCultura es organizada por la red de Observatorios Contra el Acoso Callejero (OCAC) de Bolivia, Chile, Colombia, Costa Rica, Guatemala y Uruguay. Su objetivo es concientizar y visibilizar el acoso callejero como un problema que se sufre en todo el continente.

      Durante la Semana Internacional Contra el Acoso Callejero, las sedes de OCAC Latinoamérica realizarán actividades para educar, sensibilizar y erradicar la idea que el acoso sexual en espacios públicos es parte de un folclore y típico de los países. La idea es transmitir que, más bien, es un problema transversal. Esta premisa se difunde en un video y en contenido en las redes sociales de la red de Observatorios.

      “Queremos que en cada país se deje de justificar el acoso callejero como parte de la cultura local, queremos que se sepa que el acoso sexual callejero es un problema global y que nos afecta como región. Sabemos que nuestras voces unidas tienen más fuerza, por eso trabajamos articuladas para aprender unas de las experiencias de las otras. Hacemos entre los OCAC y también buscamos hacer redes con otras ONGs a nivel internacional”, señaló Alice Junqueira, Directora de Articulación Internacional de OCAC Chile.

      Además de esta primera acción conjunta, en los últimos meses, cada Observatorio ha realizado acciones a nivel local. Junqueira destaca la campaña entre Action Aid y OCAC Nicaragua, el proyecto de Ley contra el acoso callejero aprobado por la cámara de diputados en Chile, la caja de herramientas que prepara OCAC Colombia, los talleres municipales de OCAC Uruguay, la articulación por una ley contra el acoso callejero de OCAC Costa Rica y los videos de sensibilización de OCAC Bolivia y OCAC Guatemala.

        0 1863

        El pasado 25 de noviembre en el Día Internacional de la Eliminación de la Violencia Contra la Mujer se inauguraron dos nuevos nódulos en América Latina.

        Dos nuevos nódulos se suman a OCAC Latinoamérica, se trata de OCAC Guatemala (OCACGT) y de OCAC Costa Rica, quienes dieron por iniciadas sus actividades el pasado 25 de noviembre en el Día Internacional de la Eliminación de la Violencia Contra la Mujer.

        Ambas, al igual que el resto de las organizaciones hermanas, tendrán por finalidad visibilizar el acoso sexual callejero en su país por medio de la educación y de políticas públicas que busquen la eliminación de este grave problema social que afecta tanto a hombres como a mujeres.

        Guatemala en el último informe de Panorama Social de América Latina de la CEPAL, presentado en Chile el 26 de enero de 2015, se posicionó entre los 14 países con más violencia del mundo y dentro de los siete más violentos de Latinoamérica.

        A tanto llegó la situación que el 6 de junio de 2015, tres mujeres guatemaltecas decidieron tirarse de un puente después de que varios hombres las acosaran en la calle gritándoles que las violarían. Tras este hecho un grupo de mujeres cansadas de la violencia callejera, decidió dar vida a OCACGT y con ello ser parte de un cambio cultural.

        “Somos una colectiva que evidencia el acoso callejero con el propósito de recuperar los territorios que han dejado de ser seguros. Consideramos que la manera de transformar esta situación es a través del reconocimiento y respeto a los derechos humanos, buscando formas de comunicación real entre las personas y buscar estrategias no violentas de actuación”, afirma Lidia Guerra, fundadora de OCAC Guatemala.

        En tanto en Costa Rica, pese a que existen pocos datos concretos sobre violencia callejera, la última Encuesta Nacional de Juventudes (2013) realizada a personas entre 15 y 35 años de edad reflejó que “del 39.8% de la muestra que refiere haber recibido miradas obscenas, el 28% corresponde a mujeres; del 45.7% de la muestra que le han gritado vulgaridades, 32.7% son mujeres; y del 23.5% de la muestra que han sido tocas en la calle o en el bus sin autorización, 15.6% son mujeres”.

        Ante este panorama es que surge OCAC Costa Rica como un aparato de denuncia ante las conductas patriarcales y misóginas que afectan nuestra vida cotidiana, ya que “es fundamental realizar intervención desde procesos de investigación, procesos de promoción y sensibilización, y procesos de capacitación y educación para prevenir y erradicar la violencia contra las mujeres en la sociedad”, señala Karla Guzmán, fundadora de OCAC Costa Rica.

        Para contactar a OCAC Costa Rica puedes escribir a ocaccostarica@gmail.com y seguirlos en el Facebook del Observatorio Contra el Acoso Callejero Costa Rica

        También puedes seguir en Facebook a OCAC Guatemala aquí