SERNAM

    0 1374

    La iniciativa se extiende por cuatro días y busca promover la construcción de nuevos modelos de oportunidad para contribuir a la formulación de una Agenda Urbana con igualdad de género.

    La Presidenta Michelle Bachelet junto a la Ilustre Municipalidad de Santiago, la Unión Iberoamericana de Municipalistas (UIM), la Asociación Chilena de Municipalidades, ONU Mujeres y otras importantes entidades, dieron inicio el pasado lunes a la III Cumbre Iberoamericana de Agendas Locales de Género “Mujer y Ciudad”.

    La iniciativa se extiende por cuatro días y busca promover la construcción de nuevos modelos de oportunidad para contribuir a la formulación de una Agenda Urbana con igualdad de género, bajo la temática “Mujer y Ciudad”.

    El Observatorio Contra el Acoso Callejero Chile fue invitado a participar para intercambiar reflexiones, vivencias, preguntas, logros y obstáculos en torno a la igualdad efectiva de mujeres y hombres en las agendas públicas.

    Al respecto Alice Junqueira, Directora de Articulación Internacional de OCAC Chile, cuenta que “es la primera vez que participamos en la Cumbre y significa el reconocimiento de nuestro trabajo y de la importancia de los movimientos sociales que, en todo el mundo, están actuando de forma incansable para que se visibilice que el acoso sexual callejero es una violencia de género, que ocurre a diario en las ciudades, y que es urgente deslegitimar y erradicar”.

    Es por ello que durante esta Cumbre OCAC Chile presentará el documental “Verdad al Viento para luego dar paso a un foro de debate sobre las experiencias de acoso callejero no solo de Chile, sino también en Latinoamérica. Región que en palabras de Junqueira “en el último tiempo se ha convertido en una gran impulsora de la temática gracias a la articulación de las organizaciones de la sociedad civil”.

    En esa línea, Bárbara Sepúlveda, Directora Ejecutiva de OCAC Chile, afirma que “la definición de nuevas políticas públicas y diseños innovadores de ciudades con perspectiva de género, implica incorporar iniciativas para hacer de las comunas y barrios lugares más seguros para las mujeres”. En el caso de Chile, “las políticas públicas han experimentado un gran avance en los últimos años. La ley de Cuotas, la actual tramitación del acoso callejero y del aborto en tres causales; la nueva ley de partidos políticos, la creación del Ministerio de la Mujer y la Equidad de Género son evidentes conquistas para las mujeres chilenas”.

    Junqueira, por su parte, agrega: “Como OCAC Chile, fuimos invitadas por el SERNAM para contribuir con la elaboración del Plan Nacional de Acción contra la Violencia hacia las Mujeres, hicimos capacitaciones para funcionarios/as públicos/as y carabineros/as y presentamos un proyecto de ley que ya está en tramitación en el congreso. Sin embargo, aún hay mucho que hacer y defendemos que el principal enfoque de las políticas debe estar en la prevención y educación de todos los tipos de violencia de género, incluido el acoso sexual callejero”.

    La presentación de OCAC Chile se realizará este 20 de enero, en el auditorio 7 del Centro de Extensión de la Universidad Católica, a las 19:30 horas.

     Imagen www.municipalidaddesantiago.cl

      0 1743

      “No es sólo una invitación, sino que es el reconocimiento de un trabajo arduo que ha tenido importantes frutos en la identificación del acoso callejero como una problemática a nivel nacional” explicó la vicepresidenta de OCAC Chile.

      El Observatorio contra el Acoso Callejero de Chile es una de las organizaciones de la sociedad civil invitadas a la Cumbre “Mujeres y Poder, Construyendo un mundo diferente“, organizada por ONU Mujeres y el Gobierno de Chile, evento que contará con la presencia de líderes mundiales de la talla de la sudafricana Phumzile Mlambo-Ngcuka, directora ejecutiva de ONU Mujeres, Ban Ki Moon, Secretario General de la ONU y la directora de género del Banco Mundial, Caren Grown.

      En la instancia, las líderes políticas, sociales, económicas y ciudadanas debatirán cuestiones como los avances y atrasos en el acceso al poder y a condiciones de igualdad por parte de las mujeres, tanto en el ámbito de la vida privada como pública.

      women and powerDentro del marco de la actividad, OCAC Chile fue invitado al evento especial “La contribución de la sociedad civil al empoderamiento de las mujeres: avanzando en igualdad y equidad”, donde expondrán Mlambo-Ngcuka, de ONU Mujeres, y Claudia Pascual, Ministra Directora del Servicio Nacional de la Mujer.

      Según explicó la vicepresidenta de OCAC Chile, Camila Bustamante, el Observatorio fue invitado en su calidad de ganador del fondo destinado a fortalecer a la sociedad civil en torno a la temática de género del año 2014, por lo que “no es sólo una invitación, sino también es el reconocimiento de un trabajo arduo que ha tenido importantes frutos en la identificación del acoso sexual callejero como una problemática a nivel nacional”.

      La Cumbre se llevará a cabo los días 27 y 28 de febrero en Estación Mapocho, y espera reunir a más de un centenar de mujeres líderes de todo el mundo.

      Jazmín Salazar

        0 1575

        El acoso sexual callejero y su polémica arista -“el piropo”- fueron puestos en la palestra en el programa “Tu voz local” del canal Quinta Visión.

        En un panel compuesto por la socióloga María José Guerrero del Observatorio contra el Acoso Callejero, la Directora Regional del Sernam, Valeska Castillo, y la psicóloga Nadia Poblete del colectivo “La huacha feminista”, se discutió sobre la problemática del acoso sexual callejero, definiéndolo como una forma de poder y ejercicio de violencia simbólica y física en el espacio público.

        María José Guerrero, vocera de OCAC Chile, partió el programa dejando claro que el acoso sexual callejero “no es de cierto modo un grado de violencia, sino que es una violencia”, haciendo hincapié en el que ha sido el tema de la campaña de la organización #AcosoEsViolencia.

        En la ocasión también se discutió sobre los límites entre halago y violencia, donde Guerrero dejó claro que el acoso verbal o “piropo” sí es considerado violencia porque es una práctica ejercida por un desconocido, en el espacio público, de carácter sexual, unidireccional (no intenta entablar un diálogo o conversación) y puede causar malestar en la persona a la que va dirigida.